Restauración crediticia propone, Ricardo Rosselló


 “El principal problema del gobierno es la falta de credibilidad. Nadie confía en el que oculta. Este gobierno no ha publicado sus estados financieros por espacio de tres años fiscales. Obrar sin esta data financiera es dar palos a ciegas e improvisar. Es hora de asumir un alto grado de responsabilidad con una política pública de “libros abiertos y cuentas claras” publicando los estados financieros auditados sin dilación alguna y proveyendo la data financiera”,destacó Rosselló.

IMG-20160404-WA0002Ricardo Rosselló presenta remedio sin quiebra ante crisis crediticia

Guaynabo, Puerto Rico (4 de abril de 2016)- Ante la inminencia de un impago por parte del gobierno de Puerto Rico a sus acreedores, el caos económico que esto conllevaría y la ausencia de acción por parte del Gobierno de Puerto Rico, el candidato a la gobernación por el Partido Nuevo Progresista, el doctor Ricardo Rosselló Nevares, presentó su guía para evitar las devastadoras consecuencias de tal omisión sin llevar a Puerto Rico a la quiebra.

“La crisis actual es el resultado de un gobierno que gasta más de lo que ingresa y ahora se encuentra sin crédito y sin acceso a los mercados por sus propios actos. La actual Administración esconde su realidad financiera, insulta a los que le han prestado dinero al gobierno, activamente busca herramientas locales y en la esfera federal para incumplir con los pagos y luego se ofende porque no le quieren brindar financiamiento y exigen cumplimiento. Este es el resultado del “me vale”, de moratorias inconstitucionales y de la insistencia frenética en la quiebra. El problema es de credibilidad. Soy el único candidato a la gobernación que ha mantenido una posición firme contra la quiebra desde el principio. Los demás representan el camino y la experiencia que nuestro pueblo no quiere vivir”, destacó Rosselló.

“La quiebra es la opción de quienes no cuentan con la credibilidad para negociar de buena fe y los que se niegan a fomentar las reformas necesarias para salir de la crisis. Es el vehículo para terminar de destruir la credibilidad de nuestro Pueblo y dejar las cosas como están. La quiebra ha sido la peor agenda para atender la situación porque nos llevaría a una crisis mayor. Los propulsores de la quiebra usan a nuestros servidores públicos y a todos los niños, mujeres, adultos mayores, indigentes y demás beneficiarios del gobierno como rehenes para impulsar su errado propósito”, declaró el profesor universitario.

Rosselló esbozó que “para garantizar la operación gubernamental es necesario cumplir con los siguientes pasos:

1. Transparencia Total – El principal problema del gobierno es la falta de credibilidad. Nadie confía en el que oculta. Este gobierno no ha publicado sus estados financieros por espacio de tres años fiscales. Obrar sin esta data financiera es dar palos a ciegas e improvisar. Es hora de asumir un alto grado de responsabilidad con una política pública de “libros abiertos y cuentas claras” publicando los estados financieros auditados sin dilación alguna y proveyendo la data financiera necesaria periódicamente por parte de las agencias que tienen la responsabilidad de publicarla.

2. Reforma Gubernamental – Todo el mundo sabe que tenemos un gobierno altamente costoso y burocrático. Mucho de lo que se presupuesta es obsoleto, redundante o ineficiente. Ahí se despilfarra el dinero de los contribuyentes y se acumula el déficit que agrava nuestras posibilidades de sostener la operación del Estado. Por eso hay que reorganizar el aparato gubernamental transformándolo en uno más ágil y costo efectivo. La Reforma Gubernamental que propongo crearía una nueva estructura de agencias, enfocadas en el servicio directo a nuestro pueblo, sin despedir empleados públicos y produciendo ahorros de miles de millones de dólares en el presupuesto. Este plan de reforma gubernamental demostraría que estamos enfocados en atender el verdadero problema de Puerto Rico y que vamos encaminados a una estabilización de las finanzas gubernamentales.

3. Nuevo Enfoque Federal – La petición para que Puerto Rico se vaya a la quiebra e incumpla con sus obligaciones laceró las oportunidades de acceso en los mercados. Nadie le va a prestar a alguien que solo busca activamente como incumplir y no pagar. Si hubiéramos invertido nuestros esfuerzos a nivel federal en lograr una transición hacia la igualdad y la Estadidad tendríamos mayor apoyo económico, credibilidad y oportunidad de financiamiento a corto plazo.

4. Creación del “Puerto Rico Debt Management Authority” (PRDMA) – La situación actual amerita crear una estructura que pueda encargarse del manejo de la deuda pública. El Banco Gubernamental de Fomento ya no es una corporación pública sólida, pero cuenta con el recurso humano útil para desarrollar el “PRDMA” que he sugerido para lidiar con el crédito del Estado. Con esta nueva estructura, en la forma de una comisión conjunta que contará con la colaboración del Gobierno Federal y fuentes dedicadas de ingreso, los acreedores sabrán que cuentan con una entidad con credibilidad y voluntad de buscar acuerdos que viabilicen el pago pero también la operación gubernamental y el desarrollo económico.

5. Negociación de Buena Fe – Es falso que no exista la voluntad de las partes para negociar. Debido al débil valor de los bonos de Puerto Rico en los mercados, la dificultad de cobro y batallas legales que tardarán años en resolverse, gran parte de los acreedores están en posición de negociar con el gobierno para lograr mejorar el valor de su inversión en el mercado mientras posibilitan el financiamiento en transición hacia un gobierno más eficiente. Esta negociación evitaría caer en un impago y serviría de mecanismo para financiar las operaciones gubernamentales mientras se implementan las reformas de gobierno necesarias. Por tanto, lo que hace falta en la mesa es una actitud gubernamental que inspire “buena fe”, sin ánimo de quebrar a Puerto Rico, para que se nos permita flexibilizar la carga de la deuda y refinanciar bajo condiciones mucho más cómodas.”

Según Rosselló, mediante su estrategia el pago directo a la deuda podría bajar lo suficiente como para no afectar los servicios esenciales que suministra el gobierno.

“Lo idóneo era no haber llegado hasta aquí. Pero esta Administración, a través de sus principales funcionarios, insistió en la quiebra, el impago y los impuestos. Este descalabro provocado por el propio gobierno tiene salida. La credibilidad se logra presentando un plan estructurado y coherente. Si esta administración no cuenta con uno más allá de la quiebra, con mucho gusto puede utilizar el que estamos presentando. De insistir en llevar a Puerto Rico en la dirección equivocada, le puedo garantizar a el pueblo que dentro de siete meses comenzaremos la transición para recuperar el crédito de Puerto Rico y salir de este abismo en que han metido a nuestro pueblo”, concluyó Rosselló.

“Como he dicho antes, la Estadidad provee seguridad y estabilidad política que incentiva la inversión y la creación de empleos, establece paridad en fondos federales. Por ello, he reiterado consistentemente, que cualquier solución que provenga del Congreso, tiene que estar vinculada hacia la descolonización y la igualdad que solo garantiza la Estadidad”

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s